GR 10.3 Navalmoral de la Sierra – Navalosa

Sendero Homologado por la federación Española de Montañismo Senderismo y Escalada, variante del GR 10, el GR 10.3 (Gran Ruta con el código de colores Blanco y Rojo)

Características: 

Trayecto: Lineal (Pudiendo coger el autobús de linea en cualquier pueblo para volverse)
Tiempo: 8h.
Longitud: 28 Km
Desnivel : +1.116 , -865
Dificultad de la ruta: Alta
Época : Todo el año

Itinerario:

Navalmoral de la Sierra – San Juan del Molinillo- Navarredondilla-Navalacruz-Navaquesera-Navalosa.

Descripción: 

La ruta comienza en la Plaza Grande de Navalmoral, seguimos  por la C/ del Cantón, cruzamos la carretera AV-900 y nos encontramos con el Barrio de las “Eras Grandes”, siempre dirección oeste cogemos el camino principal , dejamos la plaza de toros a la derecha, pasamos unas naves grandes de ganado, continuamos por el mismo camino, cruzamos el arroyo de los “Alisillos” y unos 800 m. antes de alcanzar el arroyo Zapatero, hasta el que no es necesario llegar, la ruta gira hacia la derecha a la altura de “El Trampal”. Después de una zona de grandes fresnos alcanza en unos 700 m. la carretera AV-905. El GR 10.3 la cruza y continúa paralelo a ella por un tramo de la antigua, que circula un poco más abajo. Ésta desemboca en un camino a la derecha que, en menos de 1 km entre fresnos, chopos y sauces, llega a las primeras casas de San Juan del Molinillo. Así, por las eras de San Juan y desde la carretera a Navandrinal, se entra enseguida al pueblo contiguo de Navarredondilla, pasando junto a las instalaciones de la zona deportiva.

Cogemos la carretera AV-905, cruzamos el arroyo de Toledo, enseguida se abandona para tomar por la izquierda un bonito camino recientemente recuperado, hasta alcanzar una pista hormigonada donde se gira a la derecha. Como vigía de Navarredondilla se puede ver la cumbre de Peña Cabrera. Tras un breve tramo de carretera, la ruta abandona la vía de nuevo hacia la izquierda. Se sigue caminando por zonas fácilmente inundables, entre explotaciones de cría caballar. Una nueva pista hormigonada discurre -entre muros de piedra- paralela a la carretera que lleva a Navalacruz. Los almendros contrastan con el verde de los pinos que pueblan las laderas de la sierra. Al entrar en el valle de Navalacruz, la travesía comienza a ascender suavemente por la margen izquierda del río del mismo nombre. Algunas edificaciones próximas a los prados cercanos a la orilla sirven para guardar el ganado. A la altura de un puente que salva el río, la ruta cruza la carretera AV-905 que se dirige a Navalosa. Aquí robles, fresnos, nogales y negrillos bordean sus orillas, también algunos manzanos, de los que en otros tiempos se obtenían abundantes cosechas. El camino ahora es de tierra, teniendo Navalacruz en el frente, al fondo del valle. El GR 10.3 cruza por un puente el arroyo de Pelacodillos, que desemboca en el río, y por el camino de Santa Lucía llegamos a Navalacruz.

La ruta continúa por la calle Pradillo Fraile. Ahora se pasa a la otra ladera del valle, siguiendo el descenso del río. El camino llanea por una buena pista hasta un cartel que hacia la derecha indica el sendero a Navaquesera. Se comienza el ascenso suavemente, aunque luego se inclina un poco más hasta alcanzar las antenas de televisión situadas en la cuerda de la sierra. Se pasa por una portilla situada junto a una barrera que impide el acceso a vehículos. Desde aquí se tienen unas buenas vistas del valle de Navalacruz. Varios cientos de metros después, el camino entra en Navaquesera.

El GR 10.3 desciende por un camino de hormigón hasta tomar una calleja entre muros y un sendero que baja en zigzag hasta la garganta de la Cueva, que se cruza por un puente. Llegando a una pista, se tuerce hacia la derecha para 1 km después pasar la portilla que permitirá el ascenso por la ladera de la izquierda. A lo largo de este tramo abundan las zonas alambradas. Después de cruzar la portilla, el camino asciende hasta un despoblado, igualmente alambrado. Se sigue la alambrada hacia la derecha hasta alcanzar una nueva portilla. Una vez cruzada, por el lanchar de la cima se sigue otra pista. La ruta toma dirección sur hasta alcanzar un sendero que bordea por la izquierda un prado con un muro. Poco a poco la senda se hace más evidente, pasando por un pedregal, entre cantuesos y retamas, y con la sierra de Gredos de frente. Pronto se descubrirán las primeras casas Navalosa, a la que se llega entrando por la calle Chiquilla. En la plaza del Ayuntamiento termina esta ruta.